La energía argentina y el potencial de los recursos alternativos

El sistema energético nacional se recupera lentamente del déficit de los últimos años y el gran desafío es la diversificación de su matriz. Reservas de hidrocarburos no convencionales, recursos naturales para las energías renovables y salares de litio conforman un escenario atractivo para las inversiones y el desarrollo del sector.

 

Hidrocarburos no convencionales*

*Con información del Instituto Argentino del Petróleo y el Gas (IAPG).

La matriz energética nacional está compuesta en un 85% por hidrocarburos. Y aunque la base de la producción nacional sigue siendo convencional, las estadísticas locales reflejan los cambios que transita la industria a nivel global: el shale crece y la extracción tradicional se retrae.

Indicadores de la industria del Petróleo y Gas (2017)


Producción promedio de petróleo

Total 76.202 m3/día (6,12% menos que en 2016)
No convencional 7.055 m3/día (30% más que en 2016)

Importaciones

Petróleo 1.270.781 m3 (33,6% más que en 2016)
Gas 11.088,6 millones m3 (1,4 más que en 2016)

Producción promedio de gas

Total 122,2 millones m3/día (0,6% menos que en 2016)
No convencional 31,4 millones m3/día (22,2% más que en 2016)

Exportaciones

Petróleo 1.636.198 m3 (30% menos que en 2016)

eye to eye conversó con el Ing. Ernesto López Anadón, presidente del Instituto Argentino del Petróleo y el Gas (IAPG), sobre los highlights del sector. A continuación, destacamos tres factores de crecimiento.

En busca del costo de equilibrio

Los costos de Vaca Muerta son mayores que los de cuencas similares en Estados Unidos. Pero es muy difícil de igualar porque no hay país en el mundo que tenga su infraestructura vial, fluvial, ferroviaria, marítima y portuaria. Tampoco tenemos su estructura flexible de servicio ni la de mano de obra. Adicionalmente, está el costo argentino que incluye ineficiencias laborales, de infraestructura, burocracia y alto costo impositivo… La Argentina está trabajando en bajar costos para ser competitiva y Vaca Muerta probó ser una roca con una alta productividad, lo que permite tener tasas de retorno adecuadas, pese a tener costos más altos. Eso tiene que ser sustentable en el tiempo y con baja permanente.

View more

Ausencia de un plan maestro de infraestructura

Hay un reconocimiento del Gobierno y de todos los actores de que Vaca Muerta es relevante para Argentina. Pero falta un plan maestro de infraestructura. Tendríamos que hacer un proyecto binacional Chile-Argentina, con un ferrocarril que vaya del Pacífico al Atlántico y mejoras en los puertos de ambos lados, no solo para transportar arena, sino pasajeros o materias primas. Es decir, armar un plan de infraestructura que deje algo para la región. Neuquén ha hecho mejoras en las rutas, el ministerio de producción tiene otros proyectos… Pero no están integrados dentro de un plan maestro con perspectiva a, digamos, treinta años.

View more

El autoabastecimiento no es el objetivo

En 2020 probablemente se estabilice la producción de crudo, o quizás cambie el punto de inflexión y se empiece a crecer, y también aumentará la producción de gas. Pero no creo que lleguemos al autoabastecimiento. Tampoco debería ser el objetivo. La mayoría de los países, incluso los desarrollados, no tienen autoabastecimiento, sino que importan y exportan. El objetivo es tener un negocio sustentable en el tiempo que le permita a la Argentina obtener una ventaja competitiva y energía disponible para garantizar el abastecimiento. Nosotros tenemos energía disponible para crecer, y eso es una ventaja competitiva.

View more

“No es que las grandes compañías estén abandonando los convencionales, pero han decidido que una parte de sus carteras tiene que ser no convencional”.

Ing. Ernesto López AnadónPresidente del IAPG

Energías renovables*

*Con información de Energías renovables en Argentina. Oportunidades en un nuevo contexto de negocios; PwC Argentina (2017).

La ley 27.191 fijó como meta para 2025 que las energías verdes representen el 20% del consumo energético nacional, cuando actualmente cubren el 2%. El desafío es grande, pero el potencial que tiene el país en este campo no es menos importante. Argentina dispone de excepcionales condiciones para el desarrollo de energías renovables, lo cual junto a la mejora tecnológica y la mayor oferta de equipamiento y un mejor acceso al financiamiento, hacen posible pensar en transformar ese potencial en una realidad concreta en los próximos años.

Según la Asociación Argentina de Energía Eólica, Argentina dispone de vientos de más de 6 m/s en el 70% de su territorio, con una dirección y constancia tal que permiten obtener factores de capacidad del 35% y superiores.


Mapa del potencial eólico argentino

Velocidad media anual del viento a 50 mts. de altura sobre el terreno

Mapa del potencial eólico argentino

En el caso de generación solar fotovoltaica, según el Atlas de Energía Solar de la República Argentina, más de la mitad del territorio nacional recibe una irradiación solar media anual superior a los 3,5 kwh/m2, lo que lo hace técnicamente viable para su explotación.  


Irradiación solar promedio del mes de diciembre

Valores en kwh/m2

Irradiación solar promedio del mes de diciembre Argentina

El Plan RenovAr despertó el entusiasmo empresario: en la Ronda 1 y complementaria de 2016 se adjudicaron 59 proyectos por 2.400 mw, pero se recibieron ofertas por 6.200 mw; y en la Ronda 2 de 2017 se adjudicaron 66 proyectos por 1.408,7 megavatios (MW), tras recibir ofertas nueve veces superiores a las licitadas.

Ezequiel Mirazón, líder de Energía, Servicios Públicos y Minería de PwC Argentina, anticipa que probablemente en los próximos años se verán las “oportunidades de segunda ola”, es decir fondos de inversiones y/o pensiones que van a comprar muchos de estos proyectos una vez que los parques hayan sido puestos en funcionamiento, porque “es un negocio de riesgo muy bajo” y la tasa de retorno “de 5 o 6 por ciento, que es razonable”. El desarrollador sale con una ganancia de capital y licita para otro proyecto.

 

Litio, energía del futuro*

*Con información de Lithium and the new energy revolution; PwC Canadá (2016).

El litio está protagonizando un crecimiento global, impulsado por el surgimiento del mercado de vehículos eléctricos, la demanda de almacenamiento de energía de alta capacidad y la presencia omnipresente de dispositivos portátiles de consumo cada vez más ligeros y potentes. En un mercado controlado por un puñado de jugadores, los precios del llamado “petróleo blanco” se han multiplicado en los últimos tres años.

Entrevista a Nochane Rousseau, líder de Minería de PwC Canadá.
loading-player

Playback of this video is not currently available

La Secretaría de Minería posiciona a la Argentina como la cuarta reserva mundial de litio, y le asigna el 16% de la producción global en 2016, con un crecimiento anual local del 60% fundamentalmente en el Salar de Olaroz (Jujuy) y en el Salar del Hombre Muerto (Catamarca). El horizonte extractivo es enorme: se estima que aun triplicándose la demanda actual, hay reservas por 150 años.

A comienzos de 2017, la capacidad total de producción instalada en el país era de 35.500 toneladas por año de LCE (por lithium carbonate equivalent), pero se espera llegar a los 145.500 en los próximos cinco años. Según el Gobierno, los proyectos que se encuentran en construcción -Caucharí-Olaroz, Sal de Vida y Centenario, entre otros- podrían superar el triple de la producción actual, lo que representaría inversiones por 1.500 millones de dólares y exportaciones anuales por más de 800 millones de dólares.

Contactanos

Eliana Battistelli

Gerente Senior Marketing y Comunicaciones

Tel: (54 11) 4850-6154

María Briones

Supervisor Marketing y Comunicaciones

Tel: (54 11) 4850-6152

Seguinos